Parlamento Europeo. Los eurodiputados están trabajando actualmente para garantizar que la UE esté preparada para los aspectos legales y éticos de los desarrollos en inteligencia artificial.

Por ello, desde el Parlamento Europeo han preguntado al eurodiputado alemán Axel Voss (PPE), que se encarga del régimen de responsabilidad civil para inteligencia artificial, cómo puede la UE resolver las incertidumbres legales creadas por el uso de IA.

Éstas son algunas de sus reflexiones:

¿Qué problemas quiere resolver el Parlamento Europeo?

El marco de responsabilidad civil existente en Europa cubre la mayoría de los escenarios futuros, pero las nuevas tecnologías basadas en IA expondrán varios problemas no resueltos.

En el caso de un mal funcionamiento de la IA, por ejemplo, será bastante difícil diferenciar entre conducta negligente y no negligente.

¿Quién es exactamente responsable si un robot impulsado por IA hace daño a un peatón en un espacio público o comete un error en una cirugía?

El Parlamento Europeo quiere proponer un mecanismo de trabajo que cubra todo el espectro de riesgos, así como los posibles daños causados ​​por el uso de IA en sus diversas aplicaciones.

Aspectos éticos de la IA

Por su parte, el eurodiputado español Ibán García del Blanco, (S&D), responsable del informe sobre los aspectos éticos de la inteligencia artificial, la robótica y las tecnologías relacionadas, responde sobre los riesgos y los beneficios de la IA:

¿Plantea la IA problemas éticos? ¿Cuáles son los principales riesgos y oportunidades de esta nueva tecnología?

La inteligencia artificial trata de una tecnología que supone y supondrá un avance cualitativo en nuestro sistema productivo, científico y social.

Es evidente que la IA comporta riesgos, como cualquier nueva tecnología. Claramente, no podemos permitir que se viole nuestra privacidad o que se utilicen algoritmos que discriminen. Pero tenemos también la oportunidad de que, mediante sistemas regulatorios de verificación y control públicos, nuestras sociedades acaben siendo más justas y más sostenibles social y medioambientalmente.

De la misma forma, apunta Ibán García, también traerá cambios sustanciales en el mercado de trabajo y en la sociedad, que suponen también un reto importante para los poderes públicos en cuanto a la reordenación de la fuerza laboral y cómo garantizar que los beneficios no se queden en unas pocas manos. Nadie puede, ni debe, quedarse atrás.

¿Por qué necesitamos un marco legal de la UE sobre los aspectos éticos de la IA y la robótica?
Para asegurar que los avances benefician a toda la sociedad, es necesario un marco normativo acerca de qué principios éticos que deben estar presentes necesariamente en la concepción, el desarrollo, implementación y funcionamiento de esta técnica.

Desde el acceso a los datos hasta el control estricto de los resultados. Nuestro objetivo es garantizar la salvaguarda del interés público y establecer un marco de confianza para la ciudadanía europea.

Al mismo tiempo, generar un marco de certidumbre que le dé valor añadido a nuestras empresas en el mercado, que haga a la inteligencia artificial europea y a quienes la usan reconocibles en Europa y en el mundo como seguras y merecedores de la confianza ciudadana.

El objetivo es una IA con una perspectiva centrada en los seres humanos.

Subscribe To Receive The Latest News

Curabitur ac leo nunc. Vestibulum et mauris vel ante finibus maximus.

    Add notice about your Privacy Policy here.